Rodrigo en Centro América

 

Comenzamos el mes de Septiembre con recorridas y visitas por los Barrios de la Ciudad de Córdoba. Esta vez estuvimos junto a los vecinos de Barrio Centro América escuchando problemas, tomando nota de sus reclamos y asumiendo el compromiso de realizar las gestiones correspondientes para cada caso en particular.

 

A nivel general, los vecinos del barrio profundizaron en temas respectivos a la inseguridad, el alumbrado público, al bacheo y arreglo de calles, al tránsito y a la seguridad vial, cloacas, poda y remoción de arboles.

 

En materia de inseguridad, los vecinos solicitaron un mayor y más eficiente patrullaje, la realización de la charla de alarmas comunitarias y la instalación de una posta policial en el centro vecinal, ya que encuentran a la inseguridad como el problema prioritario del barrio. Muchos son los vecinos que  viven con miedo y encerrados en sus casas.

 

Profundamente relacionado con la inseguridad, el alumbrado público, es uno de los temas prioritarios en el barrio. Los vecinos puntualizaron los principales lugares donde este esencial servicio falla o no existe.

 

En cuanto al bacheo y pavimento, los vecinos describieron aquellos lugares donde las depresiones de la carpeta asfáltica causan mayores problemas.

 

Al abordar la problemática referida al tránsito y la seguridad vial, los vecinos enfatizaron la necesidad de la instalación urgente de semáforos, o en su defecto, reductores de velocidad en algunos puntos que, debido a la gran cantidad de accidentes y víctimas fatales, son prioritarios. A su vez solicitaron mayores y más eficientes controles de estacionamiento por parte de los inspectores de transito.

 

Refiriéndose al servicio de cloacas, muchos vecinos nos comentaron que las obras no se encuentran terminadas en su totalidad y que les siguen cobrando por una prestación con la que algunos ni si quiera cuentan. También afirman que el caño maestro posee un diámetro inapropiado para la cantidad de vecinos conectados y solicitan una inspección al respecto por parte de las autoridades competentes.

 

En materia de poda se puntualizaron lugares concretos para la remoción de arboles de gran porte que están afectando la estructura algunas casas y que por su magnitud se convierten en un peligro para todos los vecinos.

 

 Estos fueron algunos de los problemas que los vecinos, a los cuales agradecemos profundamente, nos compartieron. Agradecemos especialmente a la presidenta del Centro Vecinal, Cristina y a toda la comisión que nos abrieron las puertas y nos permitieron conocer un poco más la situación del barrio. Nuestro compromiso está asumido.